Cultura formadora de personas, a partir del Estado y Patrimonio

Por Valentina Jara, 2019

   Las especies humanas son estudiadas por la antropología, descubriendo desde su origen, adaptación y cambios, hasta la condición humana de este como un todo, o sea, la biología, lenguaje y la Cultura. Este último concepto, ha tenido varias definiciones subjetivas a lo largo del tiempo y pasado por diferentes países, pero siempre interesado en las relaciones, la organización y los comportamientos sociales. Aun así, siempre ha estado presente durante la historia; desde el 7000 a.C. por la agricultura, donde el mismo objetivo y sistema de vida de un pueblo construyó su característica principal, lo que los identificaba, hasta el siglo XX con su definición, utilizando las tradiciones y costumbres como construcción de la sociedad y la Persona, pese a que se confunde con las artes y la belleza de los estereotipos.

            Por ejemplo, la Cultura mapuche posee diferentes valores, costumbres, normas, estilos de vida, formas o implementos materiales y organización social que la propia Cultura chilena; cabe mencionar la Ruca (del mapudungun ruka, ‘casa’) es el nombre de la vivienda tradicional de los mapuches, considerada un patrimonio cultural no oficial por el símbolo de estos.

            Cada grupo humano es diferente a otro, así como cada Persona, que además de sus principios y procesos mentales, puede sentirse parte o no de una sociedad. La Identidad cultural es “todos aquellos rasgos culturales que hacen que las personas pertenecientes a un grupo humano y a un nivel cultural (…) se sientan iguales culturalmente” (Kottak, 2002).

            Siguiendo con el tema anterior, la autenticidad de las personas pertenece a la Cultura, aunque no es sinónimo del concepto de Individuo, pues este último es material, solo la composición física, cuando la primera se construye de varias características, por lo que hay que promover las tradiciones y costumbres para ascender a la Persona.      

            Para expandir este último concepto existe el patrimonio, la cual es una “representación física de la Cultura, accesible para la gente y permite a las personas sentirse con identidad, pues se es parte de la historia de edificios, iglesias, casas, emblemas, entre otras” (Weil, 2017). Este ámbito ha sido un asunto problemático, porque actualmente hay cierta ignorancia en las construcciones antiguas y su valor histórico, no solo el patrimonio, sino diferentes ámbitos de la Cultura, además, nadie oficialmente se encarga de enseñar esta importancia, lo que ha dificultado el sentido de pertenencia, cuestionando el rol del Estado y así, del gobierno, o sea ¿el Estado de Chile fomenta a la Persona a través de la Cultura? Y la respuesta sería que sí, el Estado expande la Cultura para construir a la Persona, no por deber al ser individuos.

            La Cultura siempre ha estado presente en el desarrollo del ser humano, pero la primera definición antropológica de importancia perteneció a Edward Taylor, quien plantea que: “Cultura o civilización. Tomada en su amplio sentido etnográfico, es ese complejo de conocimientos, creencias, arte, moral, derecho, costumbres y cualesquiera otras aptitudes y hábitos que el hombre adquiere como miembro de la sociedad” (2017, XXXXX)

            Agregando a continuación la idea fundadora de la Antropología:

La   condición de la cultura en las diversas sociedades de la  humanidad, en la medida en que puede ser investigada según principios generales, constituye un tema apto para el estudio de la leyes del pensamiento y la acción humanas (1871, p. 1).

            Según la cita, la Cultura se encuentra en todas las sociedades, abarcando el pensamiento y las acciones humanas, las cuales son analizadas e investigadas, siendo subjetivo según cada uno.

            Cultura como fenómeno que siempre acompaña a la Persona “la acción humana, por lo general, puede alcanzar éxito si se apoya en el conocimiento verdadero de aquellas cosas y propiedades con las que el hombre actúa” (Ibídem, p.62).

            Además, mediante la recuperación de los relatos y de las vivencias que tuvieron lugar en    estas   edificaciones, podemos formarnos una visión comprensiva de los cambios sociales, económicos y culturales experimentados en Chile y desarrollar una visión crítica y reflexiva al respecto.                 

            Como primer argumento, es que pese a comprender los conceptos de Identidad cultural en la relación de Persona y Cultura, no es solo que sea parte de cada uno, sino que el descubrirlo, saber a qué se pertenece, dónde surgió y hacia dónde va son parte del fomento de este ámbito del interior, pues nunca se logrará pasar de ser individuo si no se es consciente de su Nación y, así, el Estado encargado de la unión de estas nuevas personas y preocuparse de que sigan construyéndose personalmente y como sociedad, pues es la cabeza de estos grupos unidos por la historia, moral, arte, lenguaje, hábitos, entre otras.

            El Estado dirige a una sociedad, así que como esta, también tiene reglas, pero que rigen a base de los intereses y las ideas de las personas, o mejor dicho, “es una organización política constituida por instituciones burocráticas estables, a través de las cuales ejerce el monopolio del uso de la fuerza (soberanía) aplicada a una población dentro de unos límites territoriales establecidos” (Dubreuil, 2010). Según el tema anterior, está limitado por ciertas normas que dicta la Nación en instituciones oficiales, con leyes y principios, sobre qué hacer, qué está prohibido y los objetivos de cada gobierno que esté a la cabeza, los cuales se destaca el Bien común. Este concepto es “el conjunto de condiciones apropiadas para que todos -grupos intermedios y personas individuales- alcancen su bien particular” (López, 1994), así que será uno de los roles para que cada ciudadano sea Persona. En resumen, le corresponde al Estado construir el concepto filosófico, el cual se ve representado en la Cultura.

            Como segundo argumento, en un ámbito histórico del Estado (sobre sus reglas y roles), se retorna al siglo XIX, exactamente en el período liberal en Chile, que específicamente su partido “fue influenciado por las ideas que emergieron con la Ilustración. Aspiró a la libertad de conciencia y a un ordenamiento jurídico de la República, oponiéndose a todo régimen de fuerza, autoritario y pro eclesiástico.” Así, fomentaron como Estado los objetivos y bases de la cultura de la ilustración, los cuales constaban de un sistema de valores e ideas, como un “movimiento cultural y como un renacer del ser humano. Y que defendía la razón como un movimiento hacia el progreso, renegando de la teología y del principio de autoridad”. (Ribot, 2016. p.769).

            Físicamente, esta cultura se representó en la educación, conocimiento y aprendizaje, libertad individual y de creencia, construyendo lo que se conoce como, en un mundo civilizado, alguien que posee valores morales, éticos o jurídicos propios, más visión crítica y reflexiva, logrando ser Persona por esta cultura, que así impulsó el partido liberal hace un par de siglos atrás.

            Actualmente, se utilizan ejemplos del siglo XXI, destacando el día del patrimonio:

Es una celebración que fue instaurada en abril de 1999 para promover el disfrute, conocimiento y reflexión ciudadana sobre nuestro patrimonio. Se celebra el último domingo de mayo, en dos días para responder al creciente interés de la ciudadanía por el patrimonio cultural, facilitar su participación y aumentar el alcance de esta fiesta (Anónimo, 2018).

            Los encargados de esto es el Ministerio de las Artes y Cultura, el cual tiene como principal objetivo, colaborar con el Jefe de Estado en el diseño, formulación e implementación de políticas, planes y programas que contribuyan al desarrollo cultural y patrimonial de manera armónica y equitativa en todo el territorio nacional. Así, el Estado es parte del fomento de la Cultura. Volviendo al día de fin de mayo, consiste en visitar lugares emblemáticos del país, con importancia de diferentes ámbitos y algunos que usualmente son de entrada restringida, así no solo se conocen las construcciones e historia de Chile, sino también los bailes, información, fotografías y comida, para aprender y reflexionar sobre la herencia cultural. Ese domingo, se le permite a la sociedad sentirse con identidad cultural, reflexionando la vida de Chile, aumentando su desarrollo personal y así, Persona.

            En conclusión, las autoridades del país fomentan la Cultura para construir a la Persona, porque se aseguran de no crear ignorantes sobre su historia y bien personal. Desde el siglo XIX, cuando los liberales siguieron la Cultura de Ilustración, educación y reflexión,  hasta tener por objetivo actual que el Estado debe asegurar el desarrollo de cada uno, demostrando una preocupación de crear una sociedad que no solo habita el país, sino que se siente parte, con valores y crítica, Pero ahora se representa en la masificación del día del patrimonio, que hasta se tuvo que alargar días por las visitas, la gente se informa para este evento y busca el aprendizaje de su historia ese fin de mes. Así, siendo no solo individuos chilenos, sino Personas culturales.

BIBLIOGRAFÍA:

  1. https://ocw.unican.es/pluginfile.php/2206/mod_resource/content/1/Tema2-antropologia.pdf
  2. http://www.scielo.org.co/pdf/cteo/v41n96/v41n96a10.pdf
  3. https://www.academia.edu/9408322/El_concepto_filos%C3%B3fico_de_persona
  4. https://www.cultura.gob.cl/
  5. https://www.researchgate.net/publication/308019461_Persona_y_cultura_Algunas_consideraciones_teoricas
  6. https://www.bcn.cl/delibera/pagina?tipo=1&id=dia_patrimonio.html
  7. https://www.diadelpatrimonio.cl/acerca
  8. http://www.icarito.cl/2010/05/45-4373-9-chile-celebra-el-dia-del-patrimonio-cultural.shtml/
  9. http://www.noticiascoepesgto.mx/articulos/126-identidadnacionaliua
  10. https://es.scribd.com/document/351502863/Bien-Comun-Filosofia
  11. http://www.scielo.org.mx/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0187-57952009000200001
  12. http://www.psicoterapia-frankfurt.de/choque-cultural-identidad-cultural.htm
  13. https://ocw.unican.es/mod/page/view.php?id=800

3 respuestas a “Cultura formadora de personas, a partir del Estado y Patrimonio

  1. Muy buen ensayo, me parece que el tema es súper necesario en este momento, para que las personas se den cuenta que están estrechamente relacionadas con su patrimonio, algo que hay que cuidaf

    Me gusta

  2. Encuentro que e un tema interesante y necesario, ya que personalmente siento que las personas no toman el valor necesario hacia el patrimonio y la cultura, o sea puede que existan distintas instancias para esto, pero siento que solo es el valor por el momento o por el día en vez de que sea algo que perdure más.

    Me gusta

  3. El patrimonio y la cultura siempre han sido conceptos que están muy relacionados, ambos conceptos que, desafortunadamente, no resultan ser muy apreciados por el común de la gente, siendo tan importantes en varios niveles. Buen ensayo!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s